Maradona al Barcelona de Ecuador (1997)

No fue extenso el lapso en el que Abadalá Bucaram fue Presidente de Ecuador: apenas desde agosto de 1996 a febrero de 1997. Sin embargo, en ese breve período se las arregló para presidir también al Barcelona de Guayaquil e intentar contratar a Diego Armando Maradona. Acá, la historia.

Polémico y con perfil alto, Bucaram llegó al poder después de haberlo intentado tres veces. En 1996, ganó las elecciones en su país y prometió, por sobre todas las cosas, combatir la corrupción, mejorar la economía (lo terminó llamando a Cavallo como referente de la convertivilidad) y ocuparse de los más necesitados. Algo que nunca escuchamos (?).

Un plan de viviendas llamado “Un solo toque” y una leche subsidiada llamada “Abdalact” (sí, el sachet venía con su cara) fueron sus caballitos de batalla para ganarse al pueblo, pero las cosas no funcionaron del todo bien. Pese a entregar miles de casas en la Ciudad de Durán, fue muy criticado por no contar con una buena planificación y, como si fuera poco, la leche del Presi fue sacada del mercado por no contar con el mínimo de calidad.

No caían bien en ciertos sectores de Ecuador las medidas populistas de Bucaram, mucho menos cuando se dedicaba a cantar, así que sus opositores empezaron a abonar la idea de que el Presidente estaba loco. Y medio que Abdalá los apoyaba.

Basándose en sus facultades como mandamás del Barcelona de Guayaquil, ideó un equipo repleto de figuras, entre las que se encontraban Carlos Valderrama (o Valdeggggama, según él), Giovanni Hernández, Claudio Caniggia y Gabriel Batistuta. Pero claro, todos los cañones apuntaban a Maradona, por el cual hizo gestiones.

Un emisario de los Canarios viajó a la Argentina y se reunió con Guillermo Coppola, representante del Diez, para tenerlo en Ecuador. Y Diego, que en ese momento jugaba salteado y se encontraba en el final de su carrera, se entusiamó con la idea, según se refleja en el video del periodista Diego Arcos, que recopiló testimonios de los protagonistas de esa historia.

Maradona acordó jugar un partido amistoso con la camiseta del Barcelona y dejó abierta la posibilidad de sumarse oficialmente al plantel, tal como quedó registrado en un cruce televisivo que tuvo con el papá del baldosero Dalo, si hasta dicen que había pedido vivir en las Islas Galápagos, para disfrutar de las focas (?).

Según Bucaram, depositó anticipadamente medio millón de dólares en la cuenta del argentino, quien nunca jugó en Barcelona y tampoco devolvió el dinero.

Pocas semanas después, Bucaram sería destituído por el Congreso Nacional, por “incapacidad mental para gobernar”. Sí, lo voltearon por loco y se vio obligado a irse del país. Recién en 2017, cuando prescribieron todas sus causas, pudo volver a Ecuador.

14 comentarios en “Maradona al Barcelona de Ecuador (1997)

  1. Nunca supe o se me había olvidado completamente de este numerito. Cómo olvidar su faceta como “””””cantante””””””, video que daban todos los días mientras duró el revuelo de su destitución. No sé si en realidad estaba clínicamente loco, pero es demasiado surreal que usen eso como vacío y resquicio legal. Quizás sea hora de que estudiemos nuestras leyes para declararnos de algún modo con alguna discapacidad, inhabilidad, invalidez o el tecnicismo para la ocasión: nos podrían tapar a beneficios estatales estando en un 99% sanos y normales.

    Me gusta

  2. Guillote + poderoso con aires de faraón + dólares + escándalo + periodismo + hijo no reconocido + dólares + proyecto delirante + dólares = la vida que todos quisimos tener pero somos todos demasiado malos jugando al fútbol y cargamos con un gran sentimiento de culpa así que la tenemos atroden.

    Me gusta

  3. El Diegote post-Sevilla, es decir el de su crepúsculo como jugador (1993-1997) anunciaba todos los meses proyectos faraónicos estrafalarios según cómo le había pegado la frula en la caravana de la noche anterior. Hasta que se le pasaba la euforia y se hacía el dolobu. Inclasificable, pero muy cómico.
    Ah, me había olvidado de los mandatarios populistas neoliberales de los 90, Bucaram, El Carlo, Fujimori…qué tiempos.

    Me gusta

  4. Qué bananero un presidente de un equipo de fútbol, que baila mal, canta mal y promete cualquier cosa, termine siendo presidente del país…ojalá nunca pase en Argentina.

    Me gusta

  5. ¿Soy yo, o en la foto de presentación del post (a la izquierda del matungo con remera negra y el arquero de azul) esta Lionel Richie? ¿O acaso es Apollo Creed?

    Me gusta

  6. Ese medio palo verde mal habido, debería ingresarlo Diego a la cuenta de “rentas generales” de la República Oriental del Uruguay, como una magra indemnización por la calamitosa interpretación de “Puerto Montt” versionada por Bucaram.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.