Fuera de stock: la camiseta blanca de Argentina

Celeste y blanca a bastones, la titular. Azul con vivos blancos, la suplente. Pueden variar los modelos, los dise√Īos y las marcas de las camisetas; y hasta el color de los pantalones y las medias, pero m√°s o menos hay una idea instalada de c√≥mo se viste la selecci√≥n argentina de f√ļtbol. Sin embargo, durante muchos a√Īos la AFA cont√≥ con un tercer kit que sal√≠a a la cancha en ocasiones especiales. Recordemos la vieja y olvidada casaca blanca.

Desde sus inicios, el seleccionado nacional tuvo una camiseta albiceleste, que solía alternar con otra completamente blanca en los partidos donde era necesario diferenciarse del rival. No eran tiempos de la televisión, entonces cambiar de camiseta no era algo habitual. Se jugaba con lo que había, las exigencias comerciales no existían.

Fue así que Argentina siguió actuando durante varias décadas con su uniforme titular a bastones, que rara vez tenía que cambiar, como le sucedió en 1958, cuando tuvo que usar la camiseta amarilla del Malmö de Suecia en su choque ante los alemanes, en el Mundial.

A√Īos m√°s tarde, la camiseta suplente de Argentina pas√≥ a ser azul (ya la hab√≠a usado antes, pero su debut mundialista fue ante Inglaterra, en 1962) y as√≠ la conocemos hasta el d√≠a de hoy, obviando aquellas veces en las que nuestro seleccionado volvi√≥ a vestirse de blanco. Veamos en detalle:

En la década del 70, con César Luis Menotti como director técnico, la Selección disputó muchos amistosos de cualquier índole. Se enfrentó a los representativos de otros países, sí, pero también a equipos y combinados, de acá y de afuera.

Para esos partidos de menor envergadura, la AFA utilizaba su camiseta alternativa (una regla que se cumpli√≥ bastante, pero que no siempre fue respetada), que pod√≠a ser la cl√°sica azul…o la blanca, como vemos en esta formaci√≥n de 1977, en un partido ante Cipolletti de R√≠o Negro. La misma fue utilizada en un amistoso frente a Boca, en Mar del Plata. E incluso otra versi√≥n, con tres tiras celestes en forma vertical, tambi√©n hizo su aparici√≥n en un match ante Talleres de C√≥rdoba.

Ya para fines de 1978, la camiseta blanca pasó a tener el logo de adidas y las tres tiras en azul. Y se vistió, por ejemplo, en el amistoso ante la Liga de Corrientes.

En los a√Īos 80, ya con Le Coq Sportif como proveedor, se hizo m√°s frecuente la tercera equipaci√≥n. Sali√≥ a la cancha, por ejemplo, en amistosos ante Fiorentina, Barcelona, H√©rcules, Combinado de Salta y N√°poli. Incluso la Selecci√≥n de Capital Federal lleg√≥ a usar esa casaca.

Lo m√°s curioso, sin dudas, es que en 1986 la utiler√≠a nacional llev√≥ a M√©xico ese juego de camisetas blancas, pero nunca las lleg√≥ a utilizar. A fines de ese mismo a√Īo, Le Coq Sportif present√≥ otro modelo, con una franja vertical azul sobre el margen derecho. Esa casaca s√≥lo fue mostrada por la Selecci√≥n juvenil en unos amistosos previos a los Juegos Odesur de Chile. ¬ŅLa mayor? S√≥lo la utiliz√≥ en los entrenamientos.

En los a√Īos 90, la Selecci√≥n recurri√≥ casi siempre a la camiseta albiceleste y en contadas ocasiones a la azul. De hecho, hay camisetas alternativas que se fabricaron seg√ļn los templates de la √©poca, pero que nunca salieron a la luz. Si a eso le sumamos que los enfrentamientos ante clubes o combinados regionales fueron escasos o pr√°cticamente nulos, la existencia de una camiseta blanca no ten√≠a sentido.

De todos modos, hubo un modelo blanco confeccionado por adidas, que contaba con vivos celestes y negros. La camiseta sali√≥ a la venta entre 1996 y 1997, pero no fue usada oficialmente por la selecci√≥n argentina de f√ļtbol, aunque s√≠ por la de voley y por el arquero de Comunicaciones. Rarezas.

La √ļltima aparici√≥n de la no tan famosa camiseta pura fue en mayo de 2005, cuando la Selecci√≥n Sub 20 de Argentina derrot√≥ 5 a 3 a Chile, en un amistoso disputado en Santiago. Ese d√≠a, para la albiceleste hicieron goles David Abraham, Gustavo Oberman, Rodrigo Archubi y Pablo Vitti, en dos oportunidades. Suficiente para retirar la camiseta (?).

BaldoHero: Hern√°n Peirone (2005)

Hernán Peirone marca todos los goles de San Lorenzo en la victoria 3 a 0 ante Boca, en el Nuevo Gasómetro. Febrero de 2005.

El Loco y el Chiri

Pas√≥ El Loco Hern√°n Montenegro por el living de Arroban y cont√≥ su particular historia con el Chiri Cristian Colusso, al que conoci√≥ visitando…En Una Baldosa.

Podés ver el programa completo, acá: El Loco Montenegro en Arroban.

Omisolo Ariel

Ariel Rubén Omisolo

Ser juvenil en los a√Īos 90 era un poquito m√°s complicado que ahora. En general, los planteles estaban conformados por futbolistas entrados en a√Īos y otros de mediana edad que prefer√≠an seguir jugando en la Argentina porque no hab√≠a demasiada diferencia econ√≥mica con las ligas mediopelo del extranjero. En ese contexto, los pibes que reci√©n arrancaban deb√≠an conformarse con alg√ļn que otro partido amistoso, no era nada sencillo ganarse un lugar.

Hab√≠a excepciones, claro, y Newell’s era una de ellas. El cuadro rosarino, acostumbrado a sacar jugadores de su cantera durante la era de Jorge Griffa (1972 a 1995), intent√≥ continuar la l√≠nea cuando el DT formador se fue a Boca (1996 a 2004). Para principios de 1998, La Lepra era dirigida por el croata Mirko Jozińá y ten√≠a algunos jugadores for√°neos como Ricardo Rocha y Josemir Lujambio, pero a su vez contaba con hombres made in casa como Sebasti√°n Cejas, Fernando Crosa, Daniel Fagiani y Dami√°n Manso.

En aquel entonces, la estaci√≥n ideal para mostrarse era el verano. Exist√≠a el tradicional torneo de Mar del Plata, tambi√©n el de Mendoza, pero adem√°s estaba la poco prestigiosa Copa de Necochea, a la que siempre eran convidados los equipos exclu√≠dos de las grandes fiestas estivales. Lan√ļs, Hurac√°n, Gimnasia, Estudiantes, Central y Newell’s, entre otros, fueron protagonistas de pretemporadas en las playas del suave declive.

Fue en la edici√≥n del 98 que Newell’s derrot√≥ a Central por 1 a 0, con gol de Carucha M√ľller, ganando su zona y accediendo a la final del Hexagonal de Necochea, donde se enfrentar√≠a a Gimnasia. Ese duelo, aunque nos parezca extra√Īo a la distancia, hab√≠a generado algo de expectativa en la ciudad costera, pero el rojinegro decidi√≥ abandonar no presentar a los titulares, que se quedaron en Rosario para jugar un amistoso con Argentino que serv√≠a de excusa para inaugurar una bandeja de su remodelado estadio.

Fue de esa manera que se les abrieron las puertas a varios suplentes y juveniles que venían pidiendo pista, como Ariel Omisolo, un volante que apenas llegó a disputar 9 encuentros en Reserva y sólo asomó el cuello en la Primera en aquella olvidada final de la que también participaron baldoseros como Martín Pisonero, Pablo Villar, Sebastián Bodnar y Ariel Ruggeri.

La Lepra se puso 2 a 0 arriba, con goles de Quintanita y Liendo, pero en el segundo tiempo empat√≥ el Lobo, gracias a los tantos de San Esteban y Guglielminpietro. Para definir al ganador del hexagonal, entonces, hubo que recurrir a la definici√≥n desde el punto del penal, un espect√°culo aparte si tenemos en cuenta que se hizo sobre la despoblada popular de Gimnasia (la de Newell’s estaba igual), favoreciendo el papel del micr√≥fono de ambiente, que tomaba con claridad todo tipo de improperio, como “Terremoto, chupame el choto” (?).

Por esas cosas del f√ļtbol, todos fueron convirtiendo hasta que le toc√≥ el turno al Pampa Sosa…que la mand√≥ al Parque Miguel Lillo (?). Oportunidad √ļnica para el pibe Omisolo (que hab√≠a entrado por el uruguayo Alsina) para meter el √ļltimo penal de la serie y darle una copa al club en su primer partido. Sin dudas, estaba tocado por la vara.

Pero claro, por algo estamos contando esta historia en este sitio (?), as√≠ que Omisolo hizo lo que ten√≠a que hacer: patearlo a las manos de Enzo Noce. La definici√≥n se extendi√≥ y termin√≥ ganando Newell’s 7 a 6 en los penales, gracias al gol de Pisonero, que se cruz√≥ toda la cancha para festejar y ocupar el lugar de h√©roe que no hab√≠a conseguido su compa√Īero. De todos modos, tampoco zaf√≥ de aparecer en la Baldosa.

¬ŅQu√© fue de la vida de Omisolo? Al a√Īo siguiente se march√≥ a Argentino de Rosario (1999/2000), para jugar el Nacional B con toda una banda de Newell’s: √Ālvarez, Fretes, Damiani, Pablo Pooli, Ardanza, Bartolucci, Pavlovich, Mauro Gerk, Ariel Ruggeri, Sebasti√°n Bodnar, Mat√≠as Gigli, V√≠ctor Toledo, Pablo Villar, Andr√©s Malvestitti, Dami√°n Teres y Romano.

¬ŅDespu√©s? Poco y nada se supo, pero es evidente que no pudo hacer pie en el f√ļtbol argentino. Ser juvenil en los a√Īos 90 era un poquito m√°s complicado que ahora.

 Page 1 of 573  1  2  3  4  5 » ...  Last » 
Necesit√°s Flash Player 8
Necesit√°s Flash Player 8



Powered by Wordpress   |   Lunated es un diseño de ZenVerse